Consultoría estratégica

Consigue que tu comunicación funcione gracias a una estrategia que te ayude a priorizar y alcance tus objetivos.

¿A que no irías a la montaña sin saber la ruta que vas a hacer y a dónde quieres llegar? Pues por la misma razón no deberías lanzarte a comunicar sin tener claros tus objetivos y qué acciones debes tomar para conseguirlos.

La comunicación de marca es más sencilla de lo que parece:

Un emisor (tu marca responsable) emite un mensaje (tus contenidos) a través de un canal (tus plataformas) para que llegue a un receptor (tu cliente ideal) y este tome una determinada acción (tus objetivos).

Pero esto que parece tan fácil se vuelve complicado en una época de sobreinformación que hace que todas las herramientas y estrategias de comunicación te parezcan relevantes para tu marca.

 

Así que este aluvión provoca que:

1.
Nades en un mar de dudas: ¿deberías crear un podcast o hacer vídeos?, ¿ofrecer descuentos o un lead magnet?, ¿estar en esa nueva red social, hacer colaboraciones o crear eventos?, ¿contactar a periodistas o trabajar con influencers?
 
2.
Te agobies al leer tantos consejos (a veces contradictorios) e incluso te sientas culpable por no aplicarlos todos o te quemes en el intento.
 
3.
Te frustres al no lograr tus objetivos de visibilidad, ventas, posicionamiento, fidelización… a pesar de estar dedicando más horas de las que tienes a tu comunicación.
 

¿Quieres un atajo para entender qué falla en tu comunicación y cómo solucionarlo?

Te ayudo a crear una estrategia basada en el análisis para que tomes decisiones lógicas que te acerquen a los objetivos que quieres con el menor gasto de tiempo, esfuerzo y dinero.

Porque con esta consultoría estratégica de comunicación:

Servicios: pack story-copy
1.

Aprenderás a identificar qué está funcionando y qué no en tu comunicación.

2.

Tendrás claridad en los pasos a seguir para conseguir tus objetivos y propósito.

3.

Comprenderás dónde centrar tu tiempo y esfuerzo, así como qué acciones son más económicamente eficientes para tu marca.

4.

Lograrás, por fin, gestionar tu comunicación sin estrés o culpabilidad, planificando tu estrategia en un calendario adaptado a tus circunstancias.

Mira cómo trabajaremos:

Dependiendo de tus necesidades podemos trabajar la estrategia de comunicación de tu marca desde la raíz o centrarnos en ese aspecto que te está costando demasiadas noches en vela:

Opción 1:

Consultoría estratégica

a fondo

Revisa tu comunicación de principio a  fin para entender en qué funciona y en qué falla, y llévate un plan de acción paso a paso para conseguir tus objetivos.

  • Cuestionario inicial para conocer tu marca.
  • Cuatro sesiones online de 60 minutos cara a cara conmigo en las que haremos un diagnóstico de tu comunicación y trabajaremos tus objetivos, recursos, mensajes, cliente y canales.
  • Grabación de las cuatro sesiones para que las veas cuantas veces como quieras.
  • Hojas de ejercicios para avanzar entre sesiones.
  • Plan de acción paso a paso para que tu comunicación logre tus objetivos.
  • Resolución de dudas por email durante las cuatro semanas de trabajo.
  • Atención a consultas durante los 30 días siguientes a entregar el plan de acción.

Opción 2:

Consultoría estratégica exprés

El empuje que necesitas para desatascar ese problema que no te deja avanzar: un mensaje poco claro, un cliente ideal confuso, una duda sobre qué canales utilizar…

  • Cuestionario inicial para conocer tu marca.
  • Una sesión online de 60 minutos cara a cara conmigo en la que pondremos solución a ese problema que te está impidiendo lograr lo que quieres.
  • Grabación de la sesión para que la veas cuantas veces como quieras.
  • Hoja de ruta paso a paso para que te pongas en marcha.
  • Atención a consultas durante los 30 días siguientes a entregar la hoja de ruta.
 

Así hablan estos emprendedores y emprendedoras sociales del servicio de consultoría estratégica:

TESTIMONIOS

Aleja el estrés teniendo la seguridad de que tu comunicación funciona

Rellena el formulario de contacto y te contestaré en un plazo
máximo de 48h, salvo fines de semana y festivos.